Algo que no sabías de tus mascotas

Posted on diciembre 30, 2017, 6:20 am

Si te regalaron una mascota en navidad, recuerda que además de la alegría que te genera el contar con un nuevo amigo, obtienes una gran responsabilidad, que principalmente deben asumir los padres de familia junto con sus niños.

Así lo considera Alberto Tejeda Perea, académico de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia (FMVZ) de la UNAM.

“Primero se debe tener en consideración que son seres vivos y representan un compromiso que toda la familia debe asumir; por ello, una condición es que a los adultos les agraden, porque los hijos aprenden con el ejemplo.

Regalas una mascota a niños pequeños puede ocasionar daños a tu nuevo amigo. Foto: Twitter

Si regalas una mascota a niños pequeños, puedes ocasionarle daños pues no están en edad de respetarlos. Foto: Twitter

El universitario indicó que los perros y gatos son las primeras opciones en la lista de preferencias, aunque hay quienes optan por hámsteres, conejos, peces, pájaros, tortugas o pollitos, por considerar que es más fácil su manejo; no obstante, resultan más complicados porque requieren dieta y condiciones ambientales específicas.

Por ello, el doctor Tejeda Perea comenta que no es recomendable obsequiarlos a niños muy pequeños, porque muchas veces piensan que son desechables, un juguete que usan un rato.

“Si eso ocurre, lo más probable es que los abandonen o los dejen morir. En el mejor de los casos, los perros y gatos que aún son cachorros son dados en adopción, el problema es cuando ya están grandes y afiliados a una familia, pues “el abandono provoca en ellos, sobre todo en los cánidos, problemas de conducta debido al estrés por separación”, expuso el académico, quien además reconoce que para quienes son hijos únicos, las mascotas representan una compañía saludable.

No los trates como humanos porque sufren.

El fomentar una cultura de respeto a los animales de compañía ha rebasado en algunos casos los límites, sobre todo al querer tratarlos como seres humanos, una conducta que en opinión de otro experto veterinario pude ser perjudicial para tu mascota.

Así lo considera el doctor Médico Veterinario Zootecnista (MVZ) Moisés Heblum, también de la UNAM.

¿Sabias que cada vez que dejas sola a tu mascota, le causas una sensación de inseguridad?. Foto: pets.com

¿Sabias que cada vez que dejas sola a tu mascota, le causas una sensación de inseguridad?. Foto: pets.com

Cada vez es más frecuente encontrar lugares “pet friendly”, o amigables con las mascotas, en donde los dueños de estos animalitos incurren en el error de tratarlos como si fueran humanos.

“Para que tengan un estado de bienestar, se deben cubrir ciertas necesidades básicas, como no tener hambre ni sed y contar con un lugar para resguardarse del ambiente y estar libres de dolor” expone en una entrevista con el área de Comunicación Social de la máxima casa de estudios.

Agrega con preocupación que cada vez hay más gente sin hijos o familias que pretenden mitigar su soledad con animales, a los que proveen del afecto que no pueden dar a sus semejantes.

“Por ejemplo, si un perro está todo el tiempo con su dueño se crea apego excesivo, y cuando no, éste puede sufrir de ansiedad por separación, que se manifiesta con ataques de pánico que lo motivan a destruir objetos, vocalizar, orinar y defecar dentro de la casa.

“Al regresar y ver el desorden, el dueño piensa que la mascota lo hizo en venganza por haberla dejado sola, la regaña y la trata como si entendiera las circunstancias, cuando en realidad el perro está expresando ansiedad porque la figura que le aporta seguridad no está disponible.”

Además, abundó, los animales aprenden de las consecuencias de sus acciones. Los perros son verdaderos analistas del costo-beneficio de su conducta, así que,si les reditúa, tratarán de repetirla.

Corrige a tu mascota, pero se comprensivo con ellas. A veces llaman tu atención ocasionando destrozos. Foto: UNAM.FMVYZ

Corrige a tu mascota, pero se comprensivo con ellas. A veces llaman tu atención ocasionando destrozos. Foto: UNAM.FMVYZ

Si se suben al sillón es porque el dueño se los ha permitido sin establecer límites o reglas, y si un día quiere bajarlos por la fuerza, los perros gruñen y muestran los dientes para amedrentar; entonces, aprendieron que de esa manera puede quedarse en ese espacio.

“Muchos dueños los integran a rituales o costumbres como celebrar su cumpleaños, o hacerlos partícipes de bodas y eventos que no necesitan ni comprenden. No tiene caso sentarlos a la mesa con un pastel o ponerles un vestido de princesa, porque son situaciones incómodas e incomprensibles para ellos”, subrayó.

Finalmente, Moisés Heiblum dijo que se les tiene que enseñar a ganarse las cosas buenas de la vida. “Sin violencia o sometimiento, hay que instruirlos con tres o cuatro comandos mediante refuerzo positivo, para que cada vez que quieran algo paguen para conseguirlo”.

Es como enseñarles a pedir con un “por favor” y, de este modo, puede lograrse una comunicación estable, que les confiere una estructura de vida predecible, porque ellos sabrán cómo conseguir lo que les gusta disminuyendo considerablemente sus niveles de ansiedad.

Elda Romero recuerda muy bien a su primer paciente cuando abrió su pequeña clínica en Ciudad del Carmen, en Campeche. Ella, veterinaria egresada de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia de la UNAM, sabía que se iba a encontrar con este tipo de casos, pero no pensó que tan pronto.

Forzar a tu mascota a que se muestre como humano, le puede ocasionar traumas. Foto: Twitter.

Forzar a tu mascota a que se muestre como humano, le puede ocasionar traumas. Foto: Twitter.

«Jacinto era un perrito chihuahueño. Venía temblando y aunque su dueña lo traía envuelto en una cobija como si fuera un bebé, él no tenía frío, yo lo sabía desde que lo vi: el cuadro que presentaba Jacinto era de alto estrés» cuenta Romero en entrevista con la UNAM.

Si obligas a tu mascota a disfrazarse le ocasiona estrés. Foto: Twitter.

Si obligas a tu mascota a disfrazarse le ocasiona estrés. Foto: Twitter.

Y es que comportamientos como los que tenemos con nuestras mascotas, ya sea saludarlos al llegar de trabajar, despedirnos de ellos al salir de casa o tratarlos como si fueran bebés o niños pequeños, humanizan al animal y les provoca severos trastornos.

“Algunos dueños creen que al tratarlas como humanos, las mascotas generan un afecto y cariño, pero también en esto están equivocados”, comenta la doctora.

Mientras más pequeños, más indefensos son. Foto: Twitter.

Mientras más pequeños, más indefensos son. Foto: Twitter.

Y es que recientemente se dio a conocer que, tras un estudio realizado por la Universidad Peruana Cayetano Heredia, en el caso de los perros, éstos no precisamente sienten amor por los seres humanos.

“Nosotros somos un objeto de placer para ellos a pesar de tener las mismas estructuras cerebrales que producen emociones en nosotros”, comentó en un artículo de esa Universidad Jonathan Astucuri, neurocientífico de esa casa de estudios.

“El animal va a ti porque sabe que con ese estímulo obtendrá cariño y comida, que es lo que él quiere porque le genera placer”, aseguró Astucuri.

Para el experto, los perros no alcanzan un rango emocional desarrollado más allá del que presentan los niños de dos años de edad.

Por ejemplo, el psicólogo Stanley Coren, quien habla frecuentemente sobre la inteligencia de los perros en varios estudios, indicó que, por ejemplo, los animales podrán expresar alegría, miedo, ira o disgusto, pero no amor.

Las mascotas no entienden de amores. Foto: Twitter.

Las mascotas no entienden de amores. Foto: Twitter.

Leave a Reply

  • (not be published)