#ElPuntoG – SCREWBALL – El Asalto de Morena y el PT

ERNESTO OSORIO
Posted on agosto 29, 2020, 12:07 pm

ERNESTO OSORIO*

En el Congreso de la Ciudad de México se consumó el asalto del grupo parlamentario de Morena para enterrar lo que quedaba de sus primos del Partido de la Revolución Democrática y esta semana nos dieron una cátedra de lo que son las chicanadas en la política.

Sabemos que las motivaciones que tuvieron el diputado José Luis Rodríguez Díaz de León y su coordinadora parlamentaria Martha Ávila para reunirse con el ahora ex perredista Valentín Maldonado en la librería “El Péndulo” de la colonia Roma, no fue otra cosa más que tratar de quedar bien con su mesías vino tinto y con la Jefa de Gobierno; pero en su afán de ganarse una estrellita han sido capaces de ir hasta en contra de sus propios ideales y ceder al PRI el control de la Mesa Directiva para el próximo periodo ordinario de sesiones en el recinto de Donceles. ¿Cuál es el juego? ¿Cuánto les costó la catafixia?

Por supuesto que no sorprende la facilidad con la que los morenistas lograron convencer a Maldonado de dejar las filas del sol azteca, sabiendo que su padrino político es el diputado federal Mauricio Toledo quien abandonó ya desde hace varios meses al partido que lo llevó a controlar dos gestiones en la actual Alcaldía de Coyoacán y que durante la campaña de la ahora Jefa de Gobierno se convirtió en un territorio violento para Morena, la doctora Sheinbaum y para el actual Presidente de la República. Bastó solo con mostrar los expedientes que Morena tiene listos para llevar hasta el Ministerio Público y espantarl a los dos con el “petate del muerto”.

Lo que debemos destacar es que, con la renuncia de Maldonado, el PRD igualaría al Revolucionario Institucional en número de diputados y con ello ambos partidos se empatarían en el derecho de ser la tercera fuerza al interior del Congreso y, con ello, dejar en duda el derecho para ocupar la presidencia de la Junta de Coordinación Política, pues con base en lo que marca la Ley Orgánica, la presidencia de la Jucopo debe ser rotativa en los tres años de legislatura para las primeras tres fuerzas. Morena la tuvo en el primer año y el PAN está a punto de concluir su gestión.

Pero la ecuación para el desempate está resuelta, pues con el mismo petate del muerto buscarán convencer a la diputada Paula Castillo de abandonar al partido del sol azteca y con ello obtener beneficios para su esposo Miguel Ángel Vásquez, extitular de Capital Humano de la pasada administración y quien se encuentra en la cárcel. Con ello, el PRD quedaría reducido a cuarta fuerza y dejar al PRI al frente de la Jucopo.

El pasado viernes, el diputado local Víctor Hugo Lobo sacó ya las garras para defender lo que por ley y derecho les corresponde, pues con todo y el pesar de Morena la mayoría debe aceptar la representatividad que la ciudadanía le otorgó al PRD para el Congreso en 2018.

Lobo sostuvo que, pese a perder sus dos diputados, a su bancada aún le correspondería encabezar la Jucopo, por representación en cuanto a votos recibidos durante las elecciones de 2018, cuando fue la segunda fuerza política local con 830,000 votos recibidos.

Por lo pronto, Maldonado será diputado independiente, pues un legislador no puede unirse a otro grupo parlamentario tras renunciar al de su origen; sin embargo, cuando deje de ser legislador podrá unirse a cualquier partido y contender por un cargo en las elecciones de 2021.

Habrá que estar pendientes de lo que hará Maldonado en los próximos comicios, pues su titiritero y padrino político Mauricio Toledo fue comprado también por el PT en la Cámara de Diputados federal en donde se perfila a ocupar ya la Mesa Directiva en San Lázaro.

Dicen que el pez por su boca muere y Toledo tendrá que tragar los sapos que representa el tener como su líder parlamentario al diputado federal Gerardo Fernández Noroña. La libertad, tiene su precio y tanto Mauricio Toledo como Maldonado lo pagaron bajando la cabeza. Ojalá que los ciudadanos que depositaron el voto a su favor recuerden estas maromas en el siguiente proceso electoral en donde ambos seguramente buscarán un cargo, ahora con otra camiseta puesta.

***