Sin acceso a agua, más de 12 millones de mexicanos

Staff/GC
Posted on marzo 23, 2019, 7:03 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 6 mins

Entre 12.5 y 15 millones de mexicanos no tienen acceso a agua potable. Es aproximadamente el 10% de la población mexicana la que carece de acceso al líquido, sobre todo del área rural, pero también de zonas marginadas en las grandes ciudades, afirmó Manuel Perló Cohen, investigador y exdirector del Instituto de Investigaciones Sociales (IIS) de la UNAM.

“Esas personas padecen problemas de salud y de higiene, ligados a la falta de agua. Tenemos una deuda con ellos”, dijo.

De los que sí reciben el líquido, alrededor del 30 por ciento no lo tiene en cantidad ni calidad suficiente. “El derecho al agua se encuentra en nuestra legislación, pero no se cumple”.

A propósito del Día Mundial del Agua, que se celebra el 22 de marzo, afirmó que “debe ser una fecha para reflexionar sobre cómo nos relacionamos con este recurso, así como para hacer análisis y diagnósticos objetivos”.

El economista y doctor en planeación urbano-regional destacó que hace 50 años sólo la mitad de la población tenía acceso al agua potable, y entre 30 y 40 por ciento al saneamiento, al drenaje. Para 1990, las cifras ascendieron a 78.4 y 61.5 por ciento, respectivamente.

En 2018, el 91.6 por ciento tenía acceso al agua potable, y 90.2 al saneamiento, de acuerdo a cifras oficiales de la Comisión Nacional del Agua (Conagua). “Es una buena mejora, pero en los últimos 15 años nos hemos estancado: deberíamos estar en el 98 o 99 por ciento. Entre 2005 y 2018 avanzamos apenas de 89.2 por ciento a 91.6”, advirtió.

Perló Cohen subrayó que en nuestro territorio los recursos hídricos están distribuidos de forma desigual. “La mayoría está en el sur-sureste, pero en el centro y norte, donde se encuentra la mayor cantidad de población y la economía, hay menos”. Esto influye en la compleja infraestructura para llevar agua a algunas zonas del país.

Para el universitario, en México hay que encender las luces amarillas respecto a nuestra relación con el agua. “No preveo un escenario como el de Ciudad del Cabo (Sudáfrica), con el llamado Día Cero. Gran parte de las grandes urbes de nuestro país se abastecen con aguas subterráneas y éstas tienen más capacidad de enfrentar variaciones climáticas extremas, como la sequía que afectó a aquella zona y provocó un nivel bajísimo en las presas”.

Sin embargo, se debe atender y mejorar el sistema Cutzamala, que tiene agua superficial que distribuye a siete presas y abastece a la Ciudad de México y Toluca, pues una sequía como la del 2009 afectaría gravemente el nivel de sus presas.

Un problema considerable, subrayó el extitular del Programa Universitario de Estudios sobre la Ciudad (PUEC), es que hacemos un uso desmedido de los recursos hídricos. “El indicador más preciso señala que de 653 acuíferos que existen en la nación, 105 están sobreexplotados, de acuerdo con datos de Conagua”.

Campaña y crisis

En México, aproximadamente 95 mil niños menores de cinco años mueren por consumir agua contaminada; y sólo 52 por ciento de la población recibe agua diariamente.

En estos dos mensajes se basa la Campaña Universitaria de Ahorro de Agua, que hoy inició en Las Islas de Ciudad Universitaria y que durará hasta el 30 de noviembre.

El objetivo es combatir la contaminación y promover el uso eficiente del líquido entre la comunidad universitaria: académicos, administrativos, estudiantes y público en general.

Para inaugurar la campaña, se realizó este viernes el festival “UNAMeta en común, agua para todas las personas”, donde 17 entidades universitarias y algunas organizaciones civiles participaron con carpas al aire libre, en donde se presentaron demostraciones, talleres, carteles, material informativo y música.

El evento fue organizado por la Dirección General de Atención a la Comunidad (DGACO) y el Programa de Manejo, Uso y Reúso del Agua en la UNAM (PUMAGUA).

La crisis del agua ya está aquí, pues más de la tercera parte de la población del mundo vive bajo estrés hídrico, afirmó Fernando González Villareal, director del PUMAGUA. “Tenemos demandas de agua no satisfechas en la tercera parte de los países del mundo, y la tendencia es a incrementar el número de regiones con problemas de abasto”.

Aunque el objetivo de Desarrollo Sostenible número seis de la ONU habla de cobertura universal del líquido para el año 2030, aún estamos lejos de lograrlo, advirtió.

Por su parte, Mireya Ímaz Gispert, titular de DGACO, destacó que estamos perdiendo ríos, acequias y manantiales. “Extraemos más agua de la que se recupera y esto es insostenible”.

***

 

Leave a Reply

  • (not be published)