Niñas: muere una cada 10 minutos; en México 3,828 desaparecidas

Staff/GC
Posted on octubre 11, 2017, 6:30 pm

Mientras en el mundo cada diez minutos muere una niña debido a la violencia, en México hasta 2015 existía un reporte de 3,828 niñas y adolescentes desaparecidas.

El 11 de octubre se conmemora el Día Internacional de la Niña; este año, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) recordó que cada diez minutos muere en el mundo una niña debido a la violencia.

«En periodos de emergencia y crisis, la violencia de género afecta de forma desproporcionada a las niñas, que se enfrentan a un alto riesgo de abusos, explotación y trata de menores», añadió.

La organización de la ONU señala que las niñas, niños y mujeres suponen más de un 75% de las personas refugiadas y desplazadas.

Niña de 11 años que perdió una de sus piernas durante un ataque suicida contra un campo de desplazados en la región de Lake, Chad. Foto: Unicef.

Niña de 11 años que perdió una de sus piernas durante un ataque suicida contra un campo de desplazados en la región de Lake, Chad. Foto: Unicef.

En México, la organización Save the Children alerta que (de acuerdo al Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas -RNPED-) el 28% de las desapariciones son de niñas, niños y adolescentes.

“De acuerdo a este registro hasta 2015 habían desaparecido 3,828 niñas y adolescentes; 4 de cada 10 desapariciones son en niñas; el grupo más violentado son adolescentes mujeres de 12 a 17 años, que representan 4 de cada 10 desapariciones de 0 a 17 años”, señala Save the Children en el documento “Las niñas y las adolescentes en México frente a la violencia».

En su informe, la organización traza un escenario poco alentador para las niñas de nuestro país:

Pobreza

– 53.9% de las niñas viven en pobreza.

– 11.6% viven en condiciones de pobreza extrema.

– 62.3% de las niñas y las adolescentes no tiene acceso a seguridad social.

– 27.6% de la población de niñas y mujeres adolescentes carece de acceso a la alimentación.

Educación

– Hay 123,318 niñas de entre 6 y 11 años que se encuentran fuera de la educación primaria.

– 101,163 mujeres adolescentes entre 12 y 14 años están fuera de la educación secundaria.

– 1,152,333 mujeres de entre 15 y 17 años están fuera de la educación media superior.

Save the Children ha advertido las niñas y adolescentes mexicanas son especialmente vulnerables a la violencia sexual.

“No obstante, la violencia sexual hacia niñas y adolescentes no es correctamente medida ni atendida. De acuerdo con datos de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV) entre 2010 y 2015 fueron atendidas en los servicios de salud 317,996 niñas y adolescentes entre 0 y 15 años de edad por situaciones relacionadas con violencia sexual. Esto representa 145 casos diarios, 6 casos por hora, sin contar los que no reciben atención médica, ni son reconocidos”, señaló la organización desde el año pasado.

Coro de niñas mixtecas durante la visita del Secretario de Hacienda, José Antonio Meade a Cochoapa el Grande, Guerrero, en julio pasado. La proporción de mujeres indígenas de 15 a 17 años que no cursan la educación media superior es de 38.3%, mientras que la de mujeres no indígenas que no asiste a la escuela es de 29.9 %.

Coro de niñas mixtecas durante la visita del Secretario de Hacienda, José Antonio Meade a Cochoapa el Grande, Guerrero, en julio pasado. La proporción de mujeres indígenas de 15 a 17 años que no cursan la educación media superior es de 38.3%, mientras que la de mujeres no indígenas que no asiste a la escuela es de 29.9 %.

En este contexto, la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM), exigió este martes al Estado mexicano establecer una respuesta inmediata a la creciente violencia en contra de las niñas y las adolescentes.

“Recordamos que el Estado tiene la obligación de garantizar la seguridad de las niñas y las adolescentes en México”, señaló la ONG, al tiempo que llamó al Congreso de la Unión a aprobar, en carácter de urgente, la Ley de Desaparición de Personas para afrontar la desaparición masiva de niñas y adolescentes.

“REDIM ha señalado con preocupación las principales problemáticas que viven las niñas y las adolescentes en el país, mismas que se han incrementado en situaciones de conflicto, en escenarios de crimen organizado y en momentos de emergencia”.

México, añadió, continúa siendo un país profundamente machista, que carece de políticas públicas para superar las desigualdades entre mujeres y hombres; haciendo imposible el acceso a seguridad, justicia, superación de la pobreza, entre otras.

De acuerdo con REDIM, los sismos del 7 y 19 de septiembre exhibieron que el gobierno mexicano no tiene al Sistema Nacional de Protección Integral de Niñas Niños y Adolescentes cómo un mecanismo de coordinación de alto nivel.

“Hasta el momento ha reinado la descoordinación entre instituciones públicas que impiden respuesta inmediata, atención apropiada y mecanismos de prevención de desastres. La pérdida de vidas, destrucción de escuelas y viviendas está afectando de forma importante el retorno a la vida cotidiana de la niñez, quiénes quedan en mayor desprotección”, expuso REDIM.

Este año, el Día Internacional de la Niña se ha dedicado a los retos que deben afrontar millones de niñas antes, durante y después de las crisis humanitarias.

Las niñas tienen 2,5 más probabilidades de que las saquen de la escuela durante los desastres en comparación con los niños, informó Unicef, que hizo un llamado para que México ponga especial atención a las niñas afectadas por los sismos, ya que ellas suelen ser especialmente vulnerables en casos de emergencias.

En un espacio amigable, niñas relatan sus experiencias que vivieron durante el sismo a representantes de Unicef y DIF-CDMX.

En un espacio amigable, niñas relatan sus experiencias que vivieron durante el sismo a representantes de Unicef y DIF-CDMX.

“Las víctimas suelen ser mujeres y adolescentes, cuya vulnerabilidad se agudiza en medio del caos que generan las crisis”, destacó Christian Skoog, representante de Unicef en México.

En emergencias como la que enfrenta México tras los recientes terremotos, las niñas suelen tener menos recursos, menor movilidad y mayores dificultades para acceder a información y a servicios que las protejan, añadió Skoog.

UNICEF considera prioritario empoderar a las niñas y dedicar recursos exclusivos para que ellas sean incluidas en programas de preparación para emergencias, respuesta de emergencia, reconstrucción y desarrollo.

“Proporcionar a las niñas los servicios, la seguridad, la educación, las habilidades y la resiliencia que necesitan en la vida cotidiana pueden reducir los riesgos que enfrentan cuando se produce un conflicto o un desastre”, enfatizó Skoog.

El 19 de diciembre de 2011, la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó la Resolución 66/170 en la que declaraba el 11 de octubre como el Día Internacional de la Niña, con el objetivo de reconocer los derechos de las niñas y los problemas extraordinarios a los que las niñas se enfrentan en todo el mundo.

“Si se les apoya con eficacia durante los años de adolescencia, tendrán el potencial para cambiar el mundo, tanto como las niñas que son hoy, como las trabajadoras, madres, empresarias, tutoras, jefas de familia y líderes políticos que serán mañana. Invertir en su potencial defiende sus derechos ahora y promete un futuro más equitativo y próspero, uno en el que la mitad de la humanidad sea un socio en condición de igualdad para la solución de los problemas del cambio climático, los conflictos políticos, el crecimiento económico, la prevención de enfermedades, y la sostenibilidad mundial”, señala la Organización de las Naciones Unidas.

***

Leave a Reply

  • (not be published)